La Voz de Goicoechea

"Sin justicia no hay un verdadero derecho, no hay paz, no hay vida posible digna sobre la tierra". Emilia Prieto

ULTIMAS NOTICIAS...

Pagina Principal

Pagina Principal
Pagina Principal

SITUACION COVID-19

AL SER EL 11-AGOSTO-2020SE REPORTAN 636NUEVOS CONTAGIOS, PARA UN TOTAL DE 24.508CASOS ACUMULADOS, TENEMOS 7.791CASOS RECUPERADOS 16.282CASOS ACTIVOS. REPORTANDOSE 11MUERTES, CONTABILIZANDO 255LAMENTABLES FALLECIMIENTOS HASTA EL DIA DE HOY. HAY 383PACIENTES HOSPITALIZADOS, DE LOS CUALES 85ESTAN EN UNA UNIDAD DE CUIDADOS INTENSIVOS. INFORMACION EMITIDA POR EL MINISTERIO DE SALUD COSTA RICA

TRADUCTOR

Si desea recibir todas nuestras publicaciones diarias
por favor digite su dirección de correo electrónico
en el recuadro a continuación:

Somos La Voz de Goicoechea

Puedes hacer tus búsquedas (utilice palabra(s) clave):

viernes, enero 10, 2020

Enero y la construcción de sueños

LA VOZ DE GOICOECHEA.-  Enero es el mes de los objetivos, las metas y los proyectos. El punto de partida para el cambio, sobre todo, de nuestras hábitos. Ahora bien, ¿qué debemos hacer para que nuestras intenciones no se queden por el camino?
Llega enero y, como inicio del año, nuestra mente maravillosa se activa construyendo una serie de deseos que se traducen en proyectos.

¡Lo que hace nuestro cerebro! A diciembre llegamos agotados y asediados por un burnout acuciante y cuando comienza enero parece que mágicamente recuperamos la energía e iniciamos un periplo por las metas y objetivos que deseamos realizar en este nuevo año. ¡Adiós mente quemada, ahora vamos a por más!

Indudablemente, somos sujetos deseantes: nuestra imaginación prolifera una serie de ideas e imágenes que resultan muy atractivas y tentadoras de llevarlas a la acción. Además, junto a ello se une la adrenalina anticipatoria de llevar a cabo lo que hasta ahora solo transitaba por terrenos cognitivos. Esto es, esa catapulta de ideas activa nuestros circuitos dopaminérgicos hipermotivadores que nos propulsan a la acción.

Ahora bien, deseo no es necesidad. La necesidad y el deseo son dos conceptos diferentes que se suelen confundir.

La necesidad surge en relación a lo que nos resulta imprescindibles para la vida, mientras que el deseo se focaliza en algo que nos gustaría lograr poseer. Así, el deseo hace referencia a todas aquellas cosas que se aspiran a conseguir, pero que no son indispensables para vivir. No nos morimos si no las alcanzamos; es decir, no suponen una necesidad básica.
Mientras que en la necesidad intervienen variables fisiológicas que surgen por demandas biológicas.
La famosa pirámide y no está en Egipto
La famosa pirámide del psicólogo estadounidense Abraham Maslow estructura una jerarquía de necesidades humanas que forma parte de su teoría sobre la motivación (1943). En la base, se encuentran las necesidades básicas que son primarias e imprescindibles para sobrevivir: beber agua, respirar, ingerir alimentos, dormir (descansar), evitar el dolor, mantener la hemodinamia en el contexto (por ejemplo, la temperatura corporal) y la expulsión de los desechos corporales.
Posteriormente, en la medida que se satisfacen estas necesidades, Maslow hace referencia a aquellas que son necesarias para tener una vida más segura como la asistencia médica, las vacunas, el trabajo o la vivienda. Luego, están las necesidades de naturaleza social como las amistades, la pareja y la conformación familiar.
En el nivel inmediato superior, el psicólogo destaca la necesidad de reconocimiento, la aceptación de los otros y la conformación de la autoestima, incluyendo los sentimientos de éxito, logros, la confianza y el respeto. Este es un punto muy importante, ya que es el forjamiento de la valoración o la desvaloración personal.
Por último, en la cúspide de la pirámide, se encuentra la necesidad más elevada que es la autorrealización: en este punto, cada uno deberá encontrar lo que le ayudará a autorrealizarse, es decir, dónde quiere llegar y las metas que quiere cumplir . Una cuestión que dependerá de las aspiraciones particulares de la vida, la motivación de los valores, las creencias, etc.
Como vemos, esta escala de las necesidades humanas describe cuatro primeros niveles que pueden ser agrupados como necesidades que surgen de déficits y un nivel superior de autorrealización que se emparienta más con el deseo que con la necesidad, algo así como una motivación de crecimiento.
El abastecimiento de las necesidades que se encuentran en la base de la pirámide es lo que nos abre y propulsa a la oportunidad de pensar en otros aspectos de la vida como la autoestima, las relaciones sociales o la construcción de un proyecto o metas a corto, medio y largo plazo.
Deseos, proyectos y metas en enero
La gran diferencia que podemos encontrar con las necesidades es que la consecución de un deseo no es algo radical que supone la vida o la muerte, sino que es diferente según la persona, el valor y la categoría que se le da a una determinada cosa. Esto quiere decir que nos apartamos de cuestiones generales para entrar en el territorio personal, subjetivo e interior de cada ser humano.
Por ejemplo, para alguien al que le gustan los coches, una de sus aspiraciones puede ser tener el último modelo de una marca determinada o para quien el estudio es relevante, su meta será alcanzar una carrera y así cada persona.
Tal vez, una de las cuestiones más relevantes a la hora de trazar proyectos y metas consecuentes es articularlas coherentemente con la propia vida y las propias posibilidades.
Hay personas que no tienen aseguradas sus necesidades básicas y fantasean con megaproyectos. Se trata de algo tan elemental que mucha gente lo olvida y en este juego confuso, la imaginación puede más, aunque luego cuando se lleva a la acción, llega la catástrofe
Las necesidades son vitales y no pueden evitarse ni mirar hacia otro lado, mientras que los deseos responden al valor que cada uno les otorgue en relación a las necesidades.
Los deseos pueden ser ilimitados puesto que nuestra imaginación no tiene límites, pero es importante que los proyectos sean realizables; es decir, lograr bajarlos a la realidad concreta, al territorio de la práctica.
Algunas personas son activas y dinámicas, dirigen sus deseos a construir proyectos que ponen en marcha rápidamente, pero sin planificación. Otras -los indecisos- dan vueltas y vueltas hasta que avanzan de manera desprolija y se conforman con tan solo haber empezado. También están esas otras que piensan y repiensan y, tras trazar una planificación obsesiva, realizan una planificación paso a paso, mientras que otros se quedan paralizados y ni siquiera pasan del deseo al proyecto.
10 pasos para llevar adelante los sueños
Ahora bien, es posible consolidar los deseos en realidad, sobre todo ahora que enero nos permite proyectarnos en el año. Por ello, sugiero los siguientes pasos:
-Escribir sin filtros nuestros sueños y deseos.
-Traducir esas fantasías en proyectos.
-Encontrar el porqué y el para qué de cada proyecto; es decir, buscar la claridad en los objetivos.
-Evaluar cuáles podemos llevarlos a la acción.
-Seleccionar el orden para ponerlos en juego: el primero, el segundo, etc.
-Realizar una planificación paso a paso en cada proyecto: construir metas mínimas realizables.
-Buscar asesoría de expertos y no llenarnos de opinólogos (que nunca faltan).
-Controlar la ansiedad.
Analizar los resultados parciales para pasar al próximo paso: relación entre inversión en tiempo, energía o dinero, en relación a los beneficios.
Preguntarnos si somos felices con lo que hacemos
Si una de tus mayores preocupaciones en enero son los futuros sueños, metas y proyectos, lo más importante es que apliques esta fórmula ordenada este enero y que el fundamento de ella sea la felicidad. 
Todos los deseos deben estar sostenidos por un suelo firme, sin olvidar que las necesidades básicas nunca pueden ser relegadas. Ahora a empezar: ¿cuales son tus deseos?


Los comentarios expresados en las secciones de opinión, reclamos del pueblo, campos pagados, negociemos y en la opinión de los lectores y comentarios de terceros al final de las notas o en las páginas de redes sociales, son responsabilidad exclusiva de sus autores. La Voz de Goicoechea (www.lavozdegoicoechea.info) no toma como suya dichas opiniones y no se responsabiliza por su contenido  

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Dejanos tus comentarios, queremos escucharte
======================================

__New2020 __La Voz de Goicoechea es un medio de comunicación digital independiente quienes desde el 2017 estamos su servicio.__New2020 __#QuedateEnCasa - Evitemos el contagio -

MAPA CORONAVIRUS EN COSTA RICA

Perfumes & Colonias 100% Originales * WhatsApp +506 8835-0473 * Facebook.com/camfashioncr/shop/

RED SISMICA NACIONAL

PR NEWSWIRE

NOTICIAS INTERNACIONALES

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Identificador